Facebook Twitter Instagram

Patrimonio

Vilafranca es patrimonio

Vilafranca es patrimonio:
historia, cultura, paisaje... 
y su gente.

Adéntrate en la historia de Vilafranca, en su arquitectura, en sus tradiciones.

Vilafranca del Penedès nació a principios del siglo XII, alrededor de una antigua torre llamada Dela, en un lugar indeterminado, cerca de la vía Augusta. La villa fue poblada ya en tiempos de Ramon Berenguer y varios factores influyeron en el crecimiento del núcleo inicial de la villa: la situación geográfica, las franquicias concedidas, la tranquilidad hacia los sarracenos y el impulso que le dio el conde de Barcelona.

Hasta mediados del siglo XIV se produce una época de crecimiento de Vilafranca. A partir de la mitad del siglo empieza un ciclo de calamidades, epidemias y guerras que incidieron fuertemente en nuestra villa. El año 1333 se conoce como el primer año malo. Continuará con la peste de 1348 y otras que siguieron.

Durante el periodo de 1950 a 1981 Vilafranca tiene un gran crecimiento. Recibe a varias industrias y el sector del vino y del cava se desarrolla ampliamente. Vilafranca respira hoy, ocho siglos después de su fundación, aires de nobleza medieval alrededor de su barrio gótico. La cultura del vino está presente en todo tipo de manifestaciones: la arquitectura, la industria y las actividades culturales. Y el comercio es otro atractivo de la ciudad (una experiencia avalada por más de ochocientos años de actividad comercial).